Zarf Şeklinde Örgü Bebek Battaniyesi Modeli Yapılışı ( Anlatımlı )

Zarf Şeklinde Örgü Bebek Battaniyesi Modeli Yapılışı ( Anlatımlı )



[ad_2]

Zarf Şeklinde Örgü Bebek Battaniyesi Modeli Yapılışı ( Anlatımlı )

Adenio o rosa del desierto: la flor que despierta del frío


El Adenium obesum es un arbusto perenne, de una altura que no supera el metro de altura, que se caracteriza por tener una flores rosas o rojas de cinco pétalos muy llamativas, un tallo tuberoso y unas ramas cilíndricas. Popularmente se conoce con los nombres de: Adenio, Rosa del desierto, Kudu o Sabi Star.

Rosa del desierto 1

Su apariencia es muy parecida a la de las adelfas, aunque no guardan relación entre ellas. El adenio pertenece al género adenium, que lo forman 15 especies de arbustos de la familia de las Apocynáceas. Estas plantas son propias de zonas tropicales ubicadas en el este y sur de África y de Arabia. Las principales especies del grupo son, además del adenium obesum: el Adenium arabicum, el Adenium speciosum, el Adenium somalense y el Adenium coetaneum.

Rosa del desierto 3

Se trata de una planta de interior que a veces se usa como bonsái y que podemos cultivar sin mucha dificultad en nuestro hogar. Si estamos interesados en hacerlo debemos tener en cuenta lo siguiente:

  • Necesita una tierra rica en nutrientes y bien drenada.
  • Debemos ubicarlo en una zona cálida de la casa o del jardín, en pleno sol o donde reciba mucha luz.
  • El consumo de agua es diferente dependiendo del momento de desarrollo en que se encuentre la planta. Así, durante su etapa de crecimiento debemos suministrarle poco agua y en periodos no inferiores a los 10 días; durante el invierno hay que mantenerlo seco –ya que la planta permanece en reposo, perdiendo incluso sus hojas-; y durante su etapa adulta, regarlo cada 15 ó 20 días.
  • Hay que proteger la planta del frío y de las heladas. No soportar temperaturas inferiores a los diez grados centígrados.
  • Es conveniente abonarla con productos específicos para plantas crasas, un par de veces durante el buen tiempo.
  • Debemos trasplantarla cada dos o tres años. Para ello es conveniente emplear una maceta algo mayor en cada movimiento.
  • Para obtener ejemplares de adenium podemos recurrir a las semillas o emplear esquejes. En este último supuesto, lo más frecuente es hacerlo sobre el Laurel rosa, con quien combina bien aunque pierde centímetros de su tronco. Debemos tener en cuenta que los esquejes seleccionados para reproducción no deben tener hojas.
  • Aunque es una planta muy fuerte debemos protegerla de los pulgones y de la mosca blanca, con los que se muestra vulnerable.

Rosa del desierto 4

El adenio florece con la llegada del calor y, si se dan las condiciones de luz, temperatura y humedad adecuadas, puede florecer varias veces durante el verano.

Hay que tener especial cuidado a su savia, pues es altamente tóxica.

Adenium obesum

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *